Financiación pública europea para emprendedores

Una de las mayores preocupaciones de los emprendedores es la falta de acceso al crédito inicial necesario para poder construir su idea de negocio. Debido a esta situación, algunos organismos públicos europeos han decidido aprobar subvenciones y ayudas procedentes de financiación pública para aquellas personas que se encuentren en dicho lugar.

Tres de las financiaciones públicas europeas para emprendedores son las que veremos a continuación.

  • Erasmus (intercambios) para jóvenes emprendedores

Se trata de un programa con similitudes al Erasmus universitario. Financiado de forma parcial por la UE, permite al emprendedor pasar algún tiempo en otro país que se encuentre dentro de la Unión Europea junto a un empresario experimentado que podrá enseñarle todo lo que necesite. Al tratarse de un intercambio, no hay remuneración económica.

Las personas que pueden participar deben ser emprendedoras o tener un negocio de menos de tres años, ser mayor de 18 años y residente durante al menos 180 días en un país de la UE o que se encuentre en el programa COSME.

Además, debe ser una persona que transmita motivación, ganas de aprender, y con una idea de negocio con planes realistas.

  • Programa de financiación EUREKA

Esta iniciativa intergubernamental es una de las ayudas a emprendedores más relevantes. Estando dirigido a centros o empresas de investigación españolas, tiene como objetivo impulsar la competitividad en las empresas europeas y ayudar en el acceso a nuevos mercados.

Para poder participar, debes ser una empresa de investigación española capaz de realizar un proyecto de I+D+i. Además, todas las líneas tecnológicas con carácter innovador tienen cabida.

En un principio, cada país asume la financiación de sus propias entidades participantes, y tras ello, Eureka avala aquellos proyectos aprobados con el “sello de calidad”.

Se pueden dividir en cinco los programas especializados que incorpora Eureka: Clusters, Eurostars, Globalstars, Network projects y, por último, InvestHorizon.

  • Programa InnovFin (Horizonte 2020)

Este programa nace con el objetivo de darles una segunda oportunidad a aquellas pequeñas o medianas empresas que no superan la primera fase del instrumento Pyme, pues aun logrando 12 de los 15 puntos, no poseen del presupuesto necesario para ello.

Los principales objetivos de este programa son: ofrecer préstamos y garantías a aquellas empresas innovadoras, la financiación de proyectos de investigación y de desarrollo y las aportaciones de capital, tanto en la fase temprana como en la inicial.

Además, es el llamado Acelerador del Consejo Europeo de Innovación el que ofrece la financiación y la mentoría a pymes innovadoras en cualquiera de sus tres fases: Primera fase de concepto y viabilidad, segunda fase de demostración, aplicación comercial e I+D y una tercera fase de comercialización.

Vías de financiación europea para pymes y autónomos

Una buena idea puede ayudarte a triunfar, pero la financiación te puede permitir crecer. Uno de los mayores problemas de los empresarios de hoy en día es la falta de crédito para poder sacar adelante sus negocios. ¿Sabías que la Unión Europea dispone de vías de financiación para pymes y autónomos? Te contamos cuáles son para que puedas recurrir a ellas en caso de que lo necesites.

Programa Eureka para ser más competitivos

El programa Eureka ayuda a las empresas a ser más competitivas. A través de él se puede encontrar una buena forma de acceder a otros mercados. Es el caso de las empresas que participan en proyectos de I+D. Con Eureka pueden optar a una mayor financiación de la que tienen.

Este programa europeo ofrece ayuda a pymes y autónomos para encontrar socios, además de ofrecer asesoramiento desde el inicio de la empresa hasta la comercialización de los productos.

Dentro de dicho programa existen distintas secciones que permiten al empresario alcanzar sus objetivos en materia financiera. Una de ellas son los llamados clusters, que son programas que están impulsados por la industria con comunidades especializadas de expertos, grandes empresas, pymes, universidades y organizaciones de investigación.

Por otro lado, se puede acceder a la ayuda de Eurostars, un programa para pymes de I + D que les ayuda a liderar consorcios de proyectos internacionales y reciben financiación nacional y de la UE para realizar su innovación.

O en el caso de que se quiera obtener financiación para actuar en otros países, se puede conseguir a través de Globalstars, una convocatoria para proyectos de I + D con socios en un país específico fuera de la red Eureka.

Horizonte 2020

Una de las ayudas más destacadas a nivel europeo para pymes y autónomos es Horizonte 2020. En este caso, el programa lo que financia son los estudios de viabilidad, tanto técnicos como comerciales, que contengan un plan de negocio de productos o servicios innovadores. Para obtener la financiación, los planes presentados tienen que incluir análisis de riesgos y estudios de mercado, entre otros.

Instrumento Pyme

Por otro lado, uno de los programas de financiación europea para las pymes es ‘Instrumento Pyme’. Su objetivo es dar apoyo a aquellas pymes, tradicionales o innovadoras, que tengan la ambición de crecer.

Dentro de su ámbito de actuación, ‘Instrumento Pyme’ también ayuda a las empresas a internacionalizarse, pero siempre partiendo de la innovación. Existen entre tres y cuatro convocatorias al año. El plan se desarrolla a lo largo de varias fases en las que se establece el concepto de viabilidad, se hace una demostración comercial y finalmente se comercializa el producto o el servicio.

Fondo europeo Next Generation y la estimulación empresarial

El Fondo europeo Next Generation surge como respuesta frente a la crisis que ha ocasionado la pandemia en todo el mundo.  Los estados miembros de la Unión Europea han puesto en marcha este fondo para paliar la emergencia, para hacer frente a las consecuencias económicas y sociales del coronavirus.  El objetivo de este proyecto es impulsar la recuperación, apoyando los esfuerzos que cada país está haciendo con sus propios recursos. La gran meta es el resurgimiento de una Europa más ecológica, digital y eficiente.

El Fondo cuenta con 750.000 millones de euros, de los cuales España recibirá 140.000 millones.  La mitad son en calidad de préstamo, y la otra mitad es subvención sin devolución. España el segundo mayor beneficiario de las ayudas de la organización.

¿En qué se invertirá el dinero recibido del Fondo europeo Next Generation?

Existen dos principios que guiarán la inversión del dinero que cada nación reciba del fondo. Uno es la digitalización. La inclusión en el mundo digital es considerada una necesidad. De hecho, la tecnología e internet han sido los grandes salvavidas de la sociedad en la pandemia. El mundo se ha movido por internet, tanto en lo que a relaciones humanas como a comercio y abastecimiento se refiere.  Y los pronósticos anuncian que esta tendencia no se detendrá.  Así lo entiende Next Generation, por lo que impulsa la inclusión digital.

El otro principio básico de la inversión de los fondos es la Europa más verde, otro de los temas pendientes de las grandes empresas y sociedades.  La atención a la ecología, la protección de los recursos, el cuidado del planeta, reciben también la atención del Fondo.  El 37% de los recursos se emplearán en apoyo al Green Deal. El Pacto Verde Europeo es una herramienta continental de lucha contra el cambio climático, que tiene como meta que Europa sea en el 2050 el primer continente climáticamente neutro.

España y su proyecto de inversión de los Fondos de Next Generation

Cuatro son los ejes que centrarán las inversiones de España de los fondos que recibirá a partir del 2021: España Verde, España Digital, España sin brechas y España inclusiva.  El proyecto contempla la capacidad de superación social y económica que supone una sociedad justa y equilibrada. Los caminos serán la educación, el desarrollo de la ciencia y la innovación, la modernización empresarial y del sistema fiscal, el desarrollo de la cultura y el deporte.

¿Cómo acceden las empresas a estos fondos? Todavía no está diseñado el sistema en detalle.  Se sabe que las empresas interesadas deberán presentar sus proyectos o planes cuando los organismos oficiales lancen las convocatorias. De acuerdo con los objetivos de Next Generation, se priorizaran los proyectos que potencien el sector digital, la ecología y la cohesión y equidad social.

Este es un buen momento para que las empresas de todo tamaño comiencen a preparar sus proyectos, si están interesadas en este beneficio.

Líneas de financiación pública actualmente activas para startups

Uno de los grandes desafíos de las startups es la posibilidad de tener acceso a incentivos o ayudas económicas viables. Desde la esfera particular-privada, el interés de los negocios por invertir en su expansión suele ser imprevisto. Por ello, constantemente son las líneas de financiación pública las que terminan proporcionando la motivación que estos emprendimientos necesitan para seguir escalando.

En la práctica es fundamental que los emprendedores conozcan bien los tipos de líneas de financiación pública disponibles, así como las condiciones para accederlos. Pensando en ello, a continuación analizamos las líneas de financiación pública actualmente activas en España.  

Tipos de financiación disponibles para startups

El ciclo de vida de un emprendimiento comprende diversas etapas, y cada una de ellas presenta diferentes oportunidades y desafíos. Por ello, en muchos momentos de la trayectoria empresarial es muy positivo encontrar una amplia línea de financiación pública o privada. Se trata, en definitiva, de suplir las necesidades de las empresas en cada una de estas etapas.

Si hablamos específicamente de las startups, podemos destacar los siguientes tipos de financiación útiles para su crecimiento y estabilización:

  • Capital semilla: se refiere a la financiación que aporta al inicio de la actividad. O sea, ayuda a las startups que aún están en fase de desarrollo de productos o servicios, y no cuentan todavía con ingresos significativos.
  • Venture Capital (Capital de riesgo) A: es aquel que generalmente se otorga cuando un emprendimiento ya genera ingresos, pero aún no obtiene beneficios.
  • Venture Capital (Capital de riesgo) B: aquí el emprendimiento ya ha logrado mayor valorización en el mercado, con un modelo de negocio mejor estructurado.
  • Grow Capital: esta línea de financiación se concede cuando la startup está lista para dar un gran salto de crecimiento y tiene condiciones de expandirse a nivel estructural, productivo y operacional. Hablamos de créditos que pueden variar entre 20 y 250 millones de euros.

4 líneas de financiación pública disponibles para startups en España

En los últimos años, las líneas de financiación pública se van volviendo cada vez más accesibles para las startups españolas. Principalmente para aquellas que apuntan a proyectos tecnológicos y pueden ayudar a posicionar el país en plena era digital.

Compartimos 5 líneas de financiación pública que resultan bastante accesibles a las nuevas starups de España: 

  • NEOTEC: es una iniciativa promovida por el CDTI (Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial). Su principal objetivo es fomentar la creación y desarrollo inicial de startups tecnológicas en territorio español.
  • Horizonte 2020: es el mayor programa de fomento a la innovación e investigación en la UE, cuyo principal objetivo es asegurar la competitividad de la región a nivel global. A través del desarrollo de emprendimientos locales innovadores, se apuesta principalmente a las fuerzas de trabajo alternativas y al empleo sostenible.
  • ENISA: apunta principalmente a jóvenes emprendedores con proyectos innovadores, con viabilidad de desarrollarse a corto o medio plazo. Además de ofrecer préstamos con beneficios de pago, la Empresa Nacional visa generar un ecosistema de emprendedores, que intercambien conocimientos e inspiren nuevas generaciones.
  • Líneas de financiación pública ICO: entre su variedad de préstamos, ICO ofrece también ayudas accesibles a startups. Se destina principalmente a autónomos y Pymes, que buscan financiación directa o líneas de mediación de crédito para poner en marcha sus proyectos.

Además de las destacadas anteriormente, España cuenta con un amplio abanico de líneas de financiación pública. Para conocer más detalles, puedes entrar en los sitios oficiales de AEESD, PID, CIEN, Horizonte Pyme, entre otros.

¿Qué es el compliance?

El compliance es un término en inglés que significa cumplimiento normativo. A nivel empresarial se refiere a la obligación que tienen estas organizaciones de cumplir con la legislación vigente. A través de este método se establecen procedimientos que no solo aseguren, sino que respalden el correcto funcionamiento de la empresa. Tanto a nivel interno como externo.

De acuerdo al Comité de Basilea, esta función de compliance identifica, asesora, alerta, monitorea y reporta los riesgos a los que se enfrentan empresas, compañías y otras entidades. El objetivo final: respetar el marco legal y evitar sanciones.

El compliance y sus implicaciones

Muchas de las razones para utilizar el compliance se relacionan con las pérdidas económicas y con el desprestigio que implica la falta de cumplimiento normativo. Porque la desconfianza por el incumplimiento de leyes, reglamentos, códigos de comportamiento y estándares de una práctica ajustada a derecho, tiene consecuencias graves para cualquier empresa. Particularmente para aquellas que desempeñan su actividad dentro del sector financiero. 

El movimiento de capital se mueve rápidamente a mercados que garanticen mayor seguridad. De ahí la importancia de contar con procedimientos adecuados en materia de políticas financieras. Se buscan normas que permitan detectar y gestionar situaciones de riesgo que impliquen incumplimientos de las obligaciones regulatorias. 

La industria financiera europea ha visto durante los últimos 10 años como se ha arraigado el compliance. Esto se vio favorecido con la aprobación de la Directiva 2004/39 CE del Parlamento Europeo.

En España se realizaron modificaciones a la Ley Orgánica del Código Penal. Sobre todo, con el objetivo de fijar responsabilidades penales a empresas y entidades que no se hayan puesto a derecho en estas materias. Es importante destacar que las sanciones no son únicamente corporativas. Los empleados incursos en estos delitos también son susceptibles de recibir una penalización individual por sus actos.

¿Cómo se aplica?

Cada organización tiene el deber de establecer su propio modelo de prevención de delitos. Un documento que debe quedar por escrito, contando preferiblemente con varias versiones impresas y a disposición de todos los empleados de la compañía.

Dentro de este texto se deben establecer los riesgos implícitos a los que se enfrenta la empresa, de acuerdo a la naturaleza de su actividad económica y modelo de negocio. Aspectos que deben quedar detallados a profundidad. Del mismo modo, tienen que definirse los protocolos a seguir para disminuir cualquier riesgo de que la corporación se vea envuelta de manera involuntaria, en la comisión de hechos punibles. Además de facilitar y regularizar las actividades de formación continua para para todo el personal, se decreta un sistema disciplinario de multas y castigos para aquellos que hayan corrido riesgos. También tiene que planificarse de forma clara el funcionamiento del flujo de la información. Muchas situaciones irregulares pueden evitarse si la comunicación interna es diáfana y directa, sin obstáculos que entorpezcan los procesos.